¿Sabes cómo escoger las llantas para tu coche?

Apr 09, 2021

Los neumáticos de tu auto son el único elemento que tiene contacto con el camino, por lo tanto es de vital importancia elegir las llantas adecuadas para tu vehículo.

Sin importar toda la tecnología y elementos de seguridad del nuestro vehículo, todo descansa en los 4 neumáticos y poca podrán hacer si no contamos con las llantas adecuadas o están en mal estado.

En este artículo te daremos a conocer varios consejos para que sepas cómo elegir las llantas para tu auto. Empezando por saber tus necesidades así como saber escoger el neumático correcto en tu tienda distribuidora.

Cubre las necesidades de conducción

En primer lugar debes de saber que no existe algo como la mejor llanta, todo dependerá de tus necesidades, es decir de qué caminos conduzcas, las características de tu vehículo, así como tus gustos al conducir.

Las características del neumático básicamente son:

  • Anchura.
  • Altura.
  • Tipo de fabricación (Radial o Diagonal).
  • Radio del neumático.
  • Índice de carga.
  • Índice de velocidad.
  • Presión máxima.

¿Cómo saber que llantas le quedan a mi auto?

Las medidas e índices de los neumáticos recomendados para tu vehículo vienen especificados en el manual de usuario. También los puedes hallar en una etiqueta encontrada en el marco de la puerta del conductor o en la tapa del tanque de combustible.

Aquí podrás encontrar un número como el siguiente: 205/65 R18 92V. El significado de estos números es el siguiente:

  • Anchura en milímetros (205).
  • Altura del neumático expresada en porcentaje (65).
  • La letra “R” sólo indica si el neumático es radial o diagonal “D”.
  • Indica el radio del neumático en pulgadas (18).
  • Índice de carga. Va del número 60 igual a hasta 250 kg al 125 -equivalente a 1650 Kg o más (92).
  • Índice de velocidad que va de la letra A igual hasta 40 Km a la letra Z, equivalente a 300 Km o más (V).
  • Presión máxima expresada en libra de fuerza por pulgada cuadrada.

Dicho esto, pasemos a hablar de cada una de las características de la llanta y cómo saber elegir la correcta.

Te puede interesar: ¿Cuándo debo de cambiar los neumáticos de mi auto?

Anchura. El ancho de la llanta se mide sobre la rodada de la misma y viene expresada en milímetros. En general entre más ancho sea la llanta, hay un mayor confort al conducir pues absorbe las irregularidades del camino, suelen ser usadas para vehículos familiares.

La desventaja es que aumenta el consumo de combustible además del rango de giro, es decir se maniobra más con el volante.

Altura. La altura del neumático se mide en la circunferencia de la llanta. Está expresada en porcentaje con respecto a la anchura. En el ejemplo anterior 205/65 R18 92V, la altura es del 65% de 205. Esto es 205 / 100 X 65 = 133.25 milímetros de altura.

Es cierto que todos los autos soportan cierto rango de altura, pero no debe ser mucha la diferencia con las recomendadas por el fabricante. Tal vez puedes variar uno o dos centímetros más ancha, medio o un centímetro más alta.

Radial o Diagonal. Este factor expresa la forma de construcción del neumático. Básicamente, las radiales están fabricadas con los alambres internos partiendo del centro del neumático hacia afuera. Por su parte, las diagonales, se fabrican con los alambres internos de forma perpendicular uno del otro.

Si tu vehículo es urbano, sin enormes cargas constantes o acelerones como en autódromos, siempre elige radiales pues su composición brinda una mayor durabilidad.

Radio del neumático. El radio del neumático está relacionado con las dimensiones del rin en donde descansará el neumático. Siempre será mejor elegir la medida recomendada por el fabricante. Un neumático con un radio más grande puede desmontarse del rin.

Índice de carga. La capacidad de carga del neumático se expresa con un número que va del 60 al 125 equivalente de 250 hasta 1650 Kg. Al elegir las llantas para tu auto, puedes escoger aquellas con un índice de carga mayor, pero sólo uno o dos índices más arriba.

Lo que no es recomendable es elegir unos neumáticos con un índice de carga menor al dicho por el fabricante.

Índice de velocidad. Durante la conducción a grandes velocidades se producen temperaturas muy altas y no todas las llantas soportan las mismas condiciones. Por eso el índice de velocidad es importante considerar.

El indicador de velocidad se expresa con letras que van de la A, hasta 40 Km/h a la letra Z, equivalente a 300 Km/h o más. De igual forma, puedes elegir uno o dos índices por arriba a lo recomendado pero nunca una de menor resistencia, sobre todo si sueles conducir en carretera.

Presión máxima. Finalmente, la presión máxima se refiere a la presión a la cual deben ser infladas tus llantas. Si cambias de neumáticos en alguno de los factores antes mencionados, lo más recomendable es colocar la presión de las llantas al 85% del máximo indicado por el neumático.

Recomendaciones al elegir las llantas

Tamaño. En el manual de tu auto encontrarás el tamaño de llanta que debes comprar. Lo mejor que puedes hacer es preguntar a tu mecánico si es posible cambiar las dimensiones de las llantas.

Clima. Toma en cuenta el clima que prevalece en el lugar en donde vives. Al conducir en lluvia, tal vez prefieras una llanta con mejor agarre, aunque esto signifique una menor durabilidad.

Terreno. También debes prestar atención a los caminos que normalmente recorres. En un camino rocoso, es preferible una llanta más resistente y con mejor tracción; mientras que si conduces en la ciudad, lo mejor será una que equilibre la tracción con la resistencia.

Capacidad de carga. Este punto es especialmente importante para autos más grandes como las SUV o camionetas de carga, porque nunca deben usar llantas con una capacidad de carga destinada a autos ligeros.

De nueva cuenta, en el manual del auto, se especifica cuál debe ser la capacidad de carga de tus llantas, inclusive te dice cuál debe ser la presión de las llantas para salir a carretera.

Tracción. Este aspecto está íntimamente ligado al rendimiento de combustible ya que entre más se adhiera el neumático al suelo, aumentará el consumo de combustible, porque el motor realizará más fuerza para mover el auto.

Pareciera fácil decir que es preferible una con la menor adherencia para aumentar el rendimiento, sin embargo, se debe buscar un equilibrio, ya que no se puede arriesgar la seguridad por ahorrar combustible al conducir.

Temperatura. Debes considerar la temperatura si conduces en climas muy extremos como en nieve o climas muy áridos.